Remolques Rodríguez aumenta su gama de productos y saca a la venta un porta-perros suspendido, sujeto solamente a la bola del coche.

Cuenta con dos ventajas destacables sobre un remolque convencional:

1º: No limita la velocidad en carretera.

2º: Mucho mas sencillo a la hora de hacer maniobras.